Destaca Holguín en actividad de trasplante renal

Servicio de trasplantología del Hospital Clínico Quirúrgico "Lucía Iñiguez Landín" en Holguín

Servicio de trasplantología del Hospital Clínico Quirúrgico “Lucía Iñiguez Landín” en Holguín

El servicio de trasplantología del Hospital Clínico Quirúrgico “Lucía Iñiguez Landín” en Holguín es uno de los mejores del país, debido en gran medida a la sostenida labor durante varios años de los equipos multidisciplinarios encargados de estos procederes.

En este sentido, el trasplante renal es uno de los indicadores más sobresalientes en esa institución de salud, lográndose anualmente cerca de 40 intervenciones quirúrgicas de este tipo. La cirugía es para el paciente con enfermedad renal crónica una elección favorable.

El doctor Reinaldo Labrada Pupo, Jefe del Servicio de Nefrología de este centro de salud, reconoce que el trasplante es la mejor opción para quienes tienen esta enfermedad en estado avanzado, pues el paciente mejorará su calidad de vida al poderse incorporar a la sociedad y dependerá menos de la institución.

Por solo citar un ejemplo en el caso de quienes necesitan hemodiálisis tienen que asistir sin falta tres veces por semana a los centros habilitados para esta práctica médica donde reciben un tratamiento durante más de cuatro horas. Mientras, el trasplantado tiene la oportunidad, si sale con una función renal adecuada, luego solo ser seguido por consulta.

Este servicio regional atiende a pacientes de las provincias de Las Tunas, Granma y Holguín y cuenta con un personal especializado en este proceder quirúrgico, cuestión en la que el nefrólogo explica que este hospital cuenta con un grupo destacado en la cirugía del trasplante, el cual se puede realizar de dos maneras: de donante cadavérico o de donante vivo. Al ser trasplantados los pacientes salen en la mayoría de los casos muy bien, con buena función, al mes están en sus casas, lo que les proporciona a los especialistas una satisfacción enorme.

Mediante un programa nacional se establece un sistema de donación de órganos. Al llegar los riñones al servicio del “Lucía” se determinan candidatos que sean sensibles a ese riñón, órgano valioso que en su mayoría es obtenido a través de donantes cadavéricos, aunque no se pierde la esperanza de incrementar los provenientes de donantes vivos.

Referido a lo anterior, Labrada Pupo expresa: “Fuera bueno que se incrementaran los trasplantes de los donantes vivos, emparentados o no, y si me preguntan por qué la otra vía no, les digo porque depende de que hayan muertes cerebrales en la provincia y ojalá que no tuvieran que haberlas para que apareciera un donante”.

Contrario a lo que muchos piensan el tratamiento no termina con el trasplante renal, pues el paciente necesita una medicación muy fuerte para no rechazar el órgano y tiene que cuidarse para prevenir infecciones.

Fuente: RadioAngulo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


× 4 = veinte ocho